No puedo pagar la hipoteca: soluciones para evitar el embargo

No puedo pagar la hipoteca: soluciones para evitar el embargo

Existen muchas razones que pueden llevarte a una situación complicada y por ello no poder pagar la hipoteca. Si quieres saber cómo evitar que te embarguen la casa por impago de la hipoteca, aquí te damos una serie de soluciones que pueden acabar con tu problema.

No puedo pagar la hipoteca, qué puedo hacer

Es muy importante actuar de inmediato e intentar buscar soluciones cuanto antes y no dejarlo pasar. Si dejas que pase el tiempo sin hacer nada, la deuda que tengas que asumir será mayor y será más complicado hacerle frente.

Si te encuentras en esta situación, es aconsejable que recurras a una de estas soluciones: intentar negociar con el banco, acogerte al Código de Buenas Prácticas o, si fallan estas dos opciones anteriores, vender la casa.

Negociar con el banco

En el momento en el que no puedes hacer frente a tu hipoteca es recomendable que te pongas en contacto con el banco y les expliques tu situación para que te ofrezca alguna solución. El banco, por ejemplo, podrá ofrecerte una novación de la hipoteca para pagar cuotas más pequeñas cada mes, que se consigue alargando el plazo de amortización. Con esta solución sumarás más años de hipoteca, pero tus cuotas mensuales se verán reducidas.

Novación de la hipoteca
Permite renegociar las condiciones de la hipoteca para conseguir que sean más favorables. El banco estudiará el caso en particular y, si da el visto bueno, accederá a realizar los cambios que se aceptaron cuando se firmó la hipoteca, mejorándolos.

Otra de las opciones que puedes negociar con el banco: solicitar un período de carencia. Con esta solución conseguirás unos períodos de tiempo en los que no pagarás la hipoteca o parte de ella. Es decir, solo pagarás los intereses y por ello tendrás una cuota más pequeña todos los meses. No obstante, al pagar solo intereses tu deuda con el banco no se verá reducida, así que esta opción solo es recomendable si tienes una verdadera necesidad y solo por un tiempo no muy extenso.

Acogerse al Código de Buenas Prácticas bancarias

Este recurso también sería una buena opción para que dispongas de una serie de prácticas y recomendaciones que te ayudarán a hacer frente a la hipoteca en caso de dificultad con el pago. Las soluciones que propone el Código de Buenas Prácticas son las siguientes:

Reestructuración de la deuda

Esta medida es previa a la ejecución hipotecaria y para llevarla a cabo deberás presentar una solicitud ante el banco. En el plazo de un mes el banco tendrá que darte contestación. Si acepta tu petición, te presentará un plan de reestructuración en el cual deben aparecer las siguientes medidas:

  • Aplicar una carencia de capital durante 5 años. Así pagarás solo la parte que corresponde a los intereses de tu cuota. No obstante, el dinero que no abones se te cobrará en las mensualidades que pagues cuando acaben los 5 años.
  • Ampliar el plazo de devolución hasta los 40 años. Al ampliar el periodo de tiempo, el importe de las deudas será más bajo y más asequible. Sin embargo, pagarás más intereses ya que éstos se generarán durante un plazo más largo.
  • Reducir el interés de la hipoteca a euríbor más 0,25% durante 5 años, también si tu hipoteca es fija (se te pasará a tipo variable a lo largo de esos cinco años). Con esto, tus cuotas serán más bajas mientras dure el período de la carencia. Pasado ese período, volverás al mismo interés que aparece en la escritura del préstamo.

Quita de la deuda

Si con las medidas anteriores no es suficiente ya que las mensualidades aún superan el 50% de los ingresos de la unidad familiar, el banco podrá considerar que este tipo de medidas no son suficientes para tu situación y te lo comunicará.

Tras esta comunicación, podrás solicitar que el banco te perdone una parte del capital de tu hipoteca. Al reducir el coste total de la hipoteca, tus cuotas serán más bajas.

Dación en pago

Si tras aplicar las medidas anteriores tus cuotas son superiores al 50% de tus ingresos familiares, en este caso, dispondrás de un plazo de 12 meses para pedir la dación en pago a tu banco. Con esta opción, entregarías tu casa al banco con el objetivo de saldar tu deuda con éste, y así evitar un proceso judicial que podría llevarte a la subasta de tu inmueble y al embargo de tu vivienda. Con esta medida tu deuda con el banco quedará saldada pero perderás tu propiedad.

Posibilidad de vivir alquilado en la vivienda
El Código permite que puedas vivir 2 años en alquiler en esa vivienda, siempre que lo solicites en la dación en pago. Pasado este plazo, si quieres continuar con el alquiler de la vivienda, deberás llegar a un acuerdo con el banco.

Vender la casa

Con esta solución, podrás fijar el precio de tu casa y con lo que obtengas podrás hacer frente al pago de la deuda y cancelar tu hipoteca. Además, puedes aprovechar para comprar una vivienda más económica, con una cuota más pequeña y que puedas pagar todos los meses sin muchas dificultades.

Si recurres a esta solución, ¡puedes contar con nosotros! Te ayudaremos y asesoraremos para que la venta de tu casa sea rápida y puedas hacer frente a tu deuda con la mayor brevedad posible.

¿Puedo estar mucho tiempo sin pagar la hipoteca?

Como norma general, hasta pasados 12 meses desde el primer impago, el banco no podrá iniciar un proceso judicial. Sin embargo, antes de la demanda judicial se incluirá al cliente que no paga su hipoteca en un registro de morosos. Entrar en esta lista puede llevarte a una serie de problemas, ya que tendrás serias dificultades cuando necesites contratar otros créditos o préstamos.

 

 

Fuente de las imágenes: 1 y 2

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*Información básica en protección de datos.- Conforme al RGPD y la LOPDGDD, GLOBAL PROPIEDAD GESTIÓN, S.L. tratará los datos facilitados, con la finalidad de contestar las dudas y/o quejas planteadas a través del presente formulario y facilitar la información solicitada. Siempre que nos lo autorice previamente, enviaremos información relacionada con los servicios ofrecidos por GLOBAL PROPIEDAD GESTIÓN, S.L. Podrá ejercer, si lo desea, los derechos de acceso, rectificación, supresión, y demás reconocidos en la normativa mencionada. Para obtener más información acerca de cómo estamos tratando sus datos, acceda a nuestra política de privacidad.

 

ENTIENDO Y ACEPTO el tratamiento de mis datos tal y como se describe anteriormente y se explica con mayor detalle en la Política de Privacidad. (Su negativa a facilitarnos la autorización implicará la imposibilidad de tratar sus datos con la finalidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.


Abrir chat
¿Te podemos ayudar?
Hola,

¿En qué podemos ayudarte?